Poemas :  Verbigeración melindrosa
VERBIGERACIÓN MELINDROSA

Porque la imagen que un solo hombre camina por las paredes,
parcas de quebranto y llanto con llantas, majestuoso el viento,
al derramar copioso al árbol, que puede informar, maguarro,
al rubí campesino, turulato, lo que no toca a ninguno.

Infinitas cosas hay, en el camino agitado, alegre, monarca,
el siniestro éxtasis, enrojecido en la tierra, sopladoramente.
Se habla de las piedras en la llanura enfurecido con los labios,
y se equipara, con la planta muerta en su pié amustifado,
con su dulzura al tambor, doblando los esquinosos remediantes,
de la miel, que es preciso saber lo que representan, embelesos,
prematuros topacios y almandarquitas para las personas.

Pues aquellas palabras que tienen este sentido madurable,
y sanguinario brumadriga, garmituerto flaquea ya figurado.
Ni hacer, opinionsetes con un gran recuento, puntiagudo,
de la naturaleza, empezando por las cosas, dichosas platas,
agónicas, fuego, octágonos, claridad y retinas…

Y en el museo disuelto seres más sencillos. Acaramelados.
Un recuento, de quimeras con brisa, gloria y sueños turbados,
en el que ni la humanidad, con ternura ni a sus problemas ama,
alimenta desnuda, pues están presentes, a la que tiene, larga.

Niega mucho respeto, conquistador esclavo,
puesto que se necesita, excelencia, con tesoros,
de cemento, y sería pretencioso,
en el cálido hemisferio cantar una pesada pereza,
armoniosa, sobre los hombros, en la noche germinantesca,
dolorosienta, al nada más pensar en escribir sobre él.

Músculos del relámpago y fragancia traicionera,
en gargagracias, y matudueños.
Muchas opulencias niegan amonedadas lunas.
Más si recordamos, cosa que debiéramos, al misterio azul,
desprecio aminutado embardebrío, con dramapilasterio.

Así cualquiera puede, ante el cuadro inextinguido equipararse,
a cualquier erizado humaredal, y equiparar estrellas con hojas,
por que horripilan encarnadas y que no es menos arbitrario,
al patio amanecer haciendo piruetas que equipararlas con oro,
pecas y paquetes, o con pájaros de ansiedad quietos, lunares,
y tocadiscos melindrosos, en alguna cosa rememoradoramente.


Autor: Joel Fortunato Reyes Pérez
Poeta

Poemas :  OH PUERTAS DE TU CUERPO...
OH PUERTAS DE TU CUERPO…
Autor: Guillaume Apollinaire
Italia-Francia 1880-1918


Poeta, novelista y ensayista, nacido en Roma en 1880.
Hijo natural del príncipe italiano Francesco Flugi d'Aspermont, quien lo abandonó desde muy pequeño, se trasladó con su madre a Mónaco recibiendo allí la educación primaria.
Desde joven radicó en Paris donde inició una brillante carrera literaria. Fue columnista en "Mercure de France" y en 1903 fundó "La revue inmoraliste". Amigo de importantes escritores y pintores de la época, fue gran impulsor del cubismo y el surrealismo, aportando obras célebres como "Caligramas", "Alcoholes" y "Zona" .
Obtuvo la nacionalidad francesa y se alistó como voluntario en la primera guerra mundial. Esta es versión de: Claire Deloupy.


Referencias útiles son:
https://es.wikipedia.org/wiki/Guillaume_Apollinaire
https://www.youtube.com/watch?v=eqbRrHFmreM


Oh puertas de tu cuerpo...

Oh puertas de tu cuerpo
Son nueve y las he abierto todas
Oh puertas de tu cuerpo
Son nueve y para mí se han vuelto a cerrar todas

En la primera puerta
La Clara Razón ha muerto
Era ¿te acuerdas? el primer día en Niza
Tu ojo izquierdo así como una culebra se desliza
Hasta mi corazón
Y que se vuelva a abrir de nuevo la puerta de tu mirada izquierda

En la segunda puerta
Ha muerto toda mi fuerza
Era ¿te acuerdas? en un albergue en Cagnes
Tu ojo derecho palpitaba como mi corazón
Tus párpados latían como en la brisa laten las flores
Y que se vuelva a abrir de nuevo la puerta de tu mirada derecha

En la tercera puerta
Escucha latir la aorta
Y todas mis arterias hinchadas por tu sólo amor
Y que se vuelva a abrir de nuevo la puerta de tu oído izquierdo

En la cuarta puerta
Me escoltan todas las primaveras
Y aguzando el oído se escucha del bonito bosque
Subir esta canción de amor y de los nidos
Tan triste para los soldados que están en la guerra
Y que se vuelva a abrir de nuevo la puerta de tu oído derecho

En la quinta puerta
Es mi vida que te traigo
Era ¿te acuerdas? en el tren que volvía de Grasse
Y en la sombra muy cerca muy bajito
Tu boca me decía
Palabras de condenación tan perversas y tan tiernas
Que pregunto a mi alma herida
Cómo pude oírlas sin morir
Oh palabras tan dulces tan fuertes que cuando lo pienso me parece tocarlas
Y que se abra de nuevo la puerta de tu boca

En la sexta puerta
Tu gestación de putrefacción oh Guerra está abortando
He aquí todas las primaveras con sus flores
He aquí las catedrales con su incienso
He aquí tus axilas con su divino olor
Y tus cartas perfumadas que huelo
Durante horas
Y que se vuelva a abrir de nuevo la puerta del lado izquierdo de tu nariz

En la séptima puerta
Oh perfumes del pasado que la corriente de aire se lleva
Los efluvios salinos daban a tus labios el sabor del mar
Olor marino olor de amor bajo nuestras ventanas se moría el mar
Y el olor de los naranjos te envolvía de amor
Mientras en mis brazos te acurrucabas
Quieta y callada
Y que se vuelva a abrir de nuevo la puerta del lado derecho de tu nariz

En la octava puerta
Dos ángeles mofletudos cuidan de las rosas temblorosas que soportan
El cielo exquisito de tu cintura elástica
Y heme aquí armado con un látigo hecho con rayos de luna
Los amores coronados con jacinto llegan en tropel.
Y que se vuelva a abrir de nuevo la puerta de tu alma

Con la novena puerta
Es preciso que salga el amor mismo
Vida de mi vida
Me junto contigo para la eternidad
Y por el amor perfecto y sin ira
Llegaremos a la pasión pura y perversa
Según lo que queramos
A todo saber a todo ver a todo oír
Yo me renuncié en el secreto profundo de tu amor
Oh puerta umbrosa oh puerta de coral vivo
Entre dos columnas de perfección
Y que se vuelva a abrir de nuevo la puerta que tus manos saben abrir tan bien.
Poeta

Poemas :  TREMOLAR (Experimental Latín-español)
TREMOLAR
(Experimental Latín-español)

NON AETATE, VERUM INGENIO, APISCITUR SAPIENTIA
Porque dormida está la noche y no se opaca,
con el buen apetito, salta, en su pecho el saber.
¡Oh!. Con resignación el frío hielo muere,
y en su calor, el incensario, colora el humo.
¡ En estrofas, entrad, soñadores del alma !.
Y empuñen la espada con la frente.
¡Oh!. El ingenio, de contorno alado.
Arrancando, deshaciendo, apretando.

NOLI INTER EOS AMBULARE QUORUM ESSE ADHUC POTES SERVUS
En potencia la miseria es vital. ¡No olvidarla!.
La testa bien plantada se hace serena.
¡ Cuídate al rodar la rueda arrolla !.
Y engendra la testa desgreñada. ¡Oh, sí!.
Y la sombra asombra al claro día,
en la cándida cadena. ¡El combate perdido!.

NON ACCIPIMUS BREVEM VITAM, SED FACIMUS.
Con la emoción falta de voz en mano,
errabundos en la mirada pensativa.
¡La vida en sus labios se seca!.
No circular ligero, donde la vida pasa.
¡ Magnífico y distante el aliento cuida !.


Autor: JOEL FORTUNATO REYES PÉREZ.
Poeta

Poemas :  Mira cómo se marchita la rosa...
MIRA COMO SE MARCHITA LA ROSA...
Autor: Ryszard Kapuscinski
Polonia 1932 - 2007.

Poeta, periodista y ensayista polaco nacido en Bielorusia.
Uno de los grandes maestros del periodismo moderno, Licenciado en Historia y Arte en la Universidad de Varsovia, en 1954.
Fue profesor visitante en las Universidades de Caracas (1978) y en la Temple University de Filadelfia (1988) y lector en Harvard, Londres, Canberra, Bonn y la British Columbia University de Vancouver, Canadá.
Libros más importantes, se encuentran "La Guerras del Fútbol y otros reportajes" 1992; "Imperio" 1994 y "Ébano" 2000. Doctor Honoris Causa por la Universidad Ramón Llull de Barcelona en 2005. Este es Versión de Abel A. Murcia Soriano
De "Bloc de notas" 1986 (Poesía completa - Bartleby Editores 2008)



Mira cómo se marchita la rosa...

Mira cómo se marchita la rosa
está desesperada
aún intenta brillar
aún le gustaría relucir
abrirse
despertar admiración

pero los pétalos
son ya alas rotas de un colibrí

cada vez más encerrada en sí misma
ni siquiera habla de su antiguo esplendor
se le cae la cabeza
se marchitan los labios
se extingue
toda ella concentrada únicamente en su languidecer
Poeta

Poemas :  Cheiro de amor
Cheiro de amor
Deixe meu amor invadir seus lábios,
e o prazer nos derreter,
transformando-nos em um só...

Deixe o suor lavar nosso lençol,
e perfuma-lo com este cheiro
que acabamos de produzir.

A.J. Cardiais
11.03.2011
image: google
Poeta

Poemas :  Per rendere il mondo... (Al hacer el mundo)
PER RENDERE IL MONDO...
AL HACER EL MUNDO...


Blu profumo di ricordi.
Il tempo di piantare il suo battito cardiaco.
En el aroma azul de los recuerdos.
El tiempo siembra sus latidos.
El camino cosecha sus sandalias.
El sol busca sus sombras.
La strada raccogliendo i suoi sandali.
Il sole alla ricerca di loro ombre.

Lago di silenzio. Nascita e sepoltura.
Lago del silencio. Nacimiento y sepultura.

Nel cuore giallo delle serate.
Gli occhi si illuminano le stelle.
En el corazón amarillo de las noches.
Unos ojos encienden las estrellas.
Unos labios dibujan los sueños.
Unos suspiros esconden las nubes.
Labbra disegnano sogni.
Pochi sospiri nascondono nuvole.

Luce della danza. Gioia e sofferenza.
Luz de la danza. Alegría y sufrimiento.

In lacrime rosse delle campagne.
Orologi tessono di memoria.
En el llanto rojo de las campanas.
Los relojes tejen la memoria.
Los cementerios guardan el olvido.
Los árboles escriben la vida.
I cimiteri sono stati dimenticati.
Alberi scritti alla vita.

Océano de la existencia. Sentir y pensar.
Oceano dell'esistenza. Sentire e pensare.


Autor: Joel Fortunato Reyes Pérez
Poeta

Poemas :  Luego
[img align=center width=480]http://mardelcine.files.wordpress.com/2012/11/000-la-nuit-den-face1.png?w=480[/img]
Como rey harapiento en la pradera de su derrota,
donde se postran las lanzas de su trono caduco,
así se siente, beso de cierre,
ya exangües los labios,
donde corrieran las aguas de la noche
y las promesas como pechos de un lucero ardiendo,
festín ya concluído en los picos curvos
del ave del olvido,
como ocasos enterrando amantes exhaustos,
inmóviles y sin el misterio de los muertos.
Es el invierno sobre la última nervadura
de la hoja de tu historia,
la vergüenza de la ceniza de un héroe olvidado,
sin recibir el honor de sus debidos rituales,
la sombra donde habita la serpiente abyecta del adiós.

©Gustavo Larsen, 19/02/2014
Poeta

Poemas :  Especulando...
ESPECULANDO...

No quiero mancharme, dijo, la mancha,
a la pureza perdida entre espejos,
ciegos de luz con razón,
en la voz tal vez voz sin los labios,
en la paz tal vez pez sin las redes.
¿Quién puede dar lo que no tiene?.

Al que espera recibir lo que no quiere,
no siente no piensa no escucha.
¡Siendo la espera pura!.
Sin esperanza o con ella.
O a pesar de ello.
¡Uno fuera de sí mismo!.

Afirmación del cero!.
Negación que ilumina y obscurece.
Sincronía...Sublime.
¡Afirmando al sí!.
Excelsa...Isocronia.
¡Negando al no!.

Especulando, especulando, especulando.

Todo simultáneo, falsamente cierto.
¡El engaño aparente, la mentira esencial!.
La mentira del reflejo superficial.
¡En la huida de todas las retinas!.
No, no, no.
¡No quiero mancharme!. Dijo...

Sin marcharse.
Sin reflejarse.
¡Perdidos todos los espejos en la incuria!.
Nunca la encontraron.
Era, era... ¡La pureza que nadie poseía!.
¡Ciega la luz sin razón!.

Cualquier humilde obscuridad sin importancia.
Especulando, especulando, especulando.


Autor: Joel Fortunato Reyes Pérez
Poeta

Poemas :  Naturalmente paroxístico
NATURALMENTE PAROXÍSTICO

En los labios de un lucero,
la sed teje la sombra,
del amor que no se evita,
en el suspiro que se marchita,
ante una flor inerte ya de luna,
que lento la penetra con nueva vida,
y riega cataratas más allá de su destino,
naturalmente paroxístico naturalmente,
con su última pureza transitoria,
con su núbil desnudez azul. ¡Cielo soñado!.
Sí, sí. Dichoso vive un latido prolongado,
en la virginal pasión sin impostura,
en el fuego humano sin escisión,
sin explicación ni plegadura,
sin atadura ni vestidura,
en la atildada ondulación de un rubí,
en la entrega natural de una perla,
al amparo del viento y de la lluvia,
en la efusión que enriquece al tiempo,
y atraviesa los incendios humedeciendo,
al fuego verde

Naturalmente paroxístico, esplendente, refulgente,
a pesar de la predilección intrincada.
¡En las hondas inquietudes dulcemente!.
A pesar de las laberínticas pasiones.
¡En los párpados del cofre satisfecho!.
Dilatando el firmamento estrecho.
¡Oh, entrega que comparte!.
Derramado el momento inolvidable.
¡Oh, naturaleza que diviniza!.
La eternidad palpable y perceptible.
¡Ahí por siempre!.


Autor: Joel Fortunato Reyes Pérez
Poeta

Poemas de amor :  A PRIMERA VISTA
No he dejado de pensar en ti,
no he dormido por pensar en tus labios,
en tu vestido y encajes oscuros,
en tu mirada.

Cada noche paso escribiendo poemas,
cada uno habla sobre ti,
sobre tus labios,
espero verte otra vez.

A primera vista es el amor,
bello y hermoso,
mi querida musa,
me enamoro de ti por completo.

Quiero sentir esos besos,
quiero verte mi niña,
tan hermosa eres,
tan silenciosa estas,
eres lo que busco en ti,
mi ángel de la luna.

Erick R. R. Torres
(Ángel Negro)
Poeta