Poemas de reflexíon :  De López, el desempleo y sus diez millones de nuevos pobres
“La miseria ya “anda sobres” . . .”

El país sin crecimiento
económico, lo siento,
nos tocó vivir lo feo,
la crisis, el desempleo.

Para colmo la pandemia,
la vida triste, así, premia,
sin apoyo del “gobierno”
vamos directo al averno.

Dicho sin contemplaciones,
de pobres hay diez millones
nuevos en el panorama,
por hoy, no tienen mañana.

De esa legión formo parte,
soy un “neopobre” estandarte,
como no tengo trabajo
me está llevando el carajo.

Más de un año desempleado,
inactivo, desocupado,
he sobrevivido mal
en el comercio informal.

Ya fui “mil usos”, taxista,
con bancos, con prestamistas,
endeudado “hasta la madre”
el abismo negro se abre.

Y López como si nada,
cual si no pasara nada,
él dice que vamos bien,
bien, muy bien, requetebién.

Vive solo en su mundito,
que abra los ojos, lo invito
a que deje la comedia,
ya extinguió la clase media.

De la que, yo, era orgulloso,
parezco menesteroso,
embusteros sus “deseos”,
ja: “crear dos millones de empleos”.

Pobres de los viejos pobres
la miseria ya “anda sobres”,
sobre de éllos, no perdona,
la hambruna, pues, ya se asoma.

Autor: Lic. Gonzalo Ramos Aranda
Ciudad de México, a 01 de mayo del 2021
Reg. SEP Indautor No. (en trámite)
Poeta

Poemas :  Soliloquio o monólogo de Segismundo
SOLILOQUIO O MONÓLOGO DE SEGISMUNDO.
Pedro Calderón de la Barca
(1600-1681)
Dramaturgo y poeta español, es la última figura importante del siglo de Oro de la literatura española.(Este es el soliloquio más famoso del drama español;ocurre al final del primer acto, cuando Segismundo piensa en la vida y en su suerte.)
Los investigadores literarios de la obra de Calderón de la Barca afirman, basándose en un comentario de Lope de Vega, que La vida es sueño pudo ser escrita entre los años 1627 y 1629. La razón de que no se publicara hasta 1636 obedece a que hasta el año 1635 no se levantaría la prohibición real de imprimir comedias en Castilla.


Sueña el rey que es rey, y vive
con este engaño mandando,
disponiendo y gobernando;
y este aplauso, que recibe
prestado, en el viento escribe,
y en cenizas le convierte
la muerte, ¡desdicha fuerte!
¿Que hay quien intente reinar,
viendo que ha de despertar
en el sueño de la muerte?
Sueña el rico en su riqueza,
que más cuidados le ofrece;
sueña el pobre que padece
su miseria y su pobreza;
sueña el que a medrar empieza,
sueña el que afana y pretende,
sueña el que agravia y ofende,
y en el mundo, en conclusión,
todos sueñan lo que son,
aunque ninguno lo entiende.

Yo sueño que estoy aquí
destas prisiones cargado,
y soñé que en otro estado
más lisonjero me vi.
¿Qué es la vida? Un frenesí.
¿Qué es la vida? Una ilusión,
una sombra, una ficción,
y el mayor bien es pequeño:
que toda la vida es sueño,
y los sueños, sueños son.
Poeta

Poemas de reflexíon :  ESTAS CRAINÇAS NÃO PEDEM QUE AMOR
Era terça feira.
A neve caía
E nessa rua fria
Eu caminhei.
Num passeio deitados
Cobertos com cartões
Estavam dois corações
A quem a mão eu dei.
Eram duas crianças
Ao frio, abandonadas
Com as roupas molhadas
De frio tiritando.
Levei-os ao café
Onde sofregamente
Os dois pobres entes
O estômago aqueceram
E o calor adorando
Eram duas crianças
Pelos pais abandonados
Sozinhos e escorraçados
Por uma sociedade sem calor.
Mas para quando
Veremos esta miséria
Banida como bactéria
Nociva para a vida.
Estas crianças, só pedem amor.

A. da fonseca
Poeta

Poemas de reflexíon :  QUANDO A MISÉRIA ESTÁ PRESENTE
Que a festa comece e a miséria se divirta
Uma mesa feita de pano estendido chão
Quase cheia de nada mas nela há a vida
Daquilo que não temos mas há o coração.

Que sejam pretos, Árabes ou Europeus
O barco é o mesmo sem porto de abrigo
Sem bússola nem remos, a vida é um ilhéu
Deserto de felicidade, parece ser castigo.

À volta desse pano branco, pobre mesa
Os pais e os filhos pouco têm para comer
Chega o fim do ano só tendo a certeza
Que outro vai chegar e nada lhes vai trazer.

Procurando um osso o amigo sempre fiel
Um cão que os ama os protege, não diz nada
Magro como os donos, com o destino cruel
Diria que dormiu em cima de chapa ondulada.

Chegou a meia noite, e as doze badaladas
Ouviram-se os foguetes e o fogo de artificio
Nesses pobres chegaram lágrimas cruzadas
De desespero e de uma vida de sacrifício

Imploram aos Deuses que a vida lhes dê prazer
Justiça divina que não sabem se podem acreditar
Novo Ano vai começar na incerteza do viver
Nada pedem, mas têm direito de ver o Sol brilhar

A. DA FONSECA


SPA Autor nº 16430
Poeta

Acrósticos :  VIVER NO NADA
VIVER NO NADA

Quando passo nas ruas da cidade
Vejo essas crianças perdidas
Muito longe da felicidade
E muito mais longe da vida.

Vagueiam de esquina em esquina
Onde não existe a moral
Vão sofrendo a sua sina
Vitimas de um destino brutal

Crianças que vivem no nada
Que viajam no vazio,
Numa longa caminhada
Nesta terra incendiada
Onde o calor nos dá frio.
Trocam o corpo por dinheiro
Para poderem viver
Não é vida com braseiro
Mas sofrimento traiçoeiro
Que jamais poderão esquecer.

Para eles , os dias são sem Sol.
As noites nunca têm Luar.
O futuro é mar sem farol,
É tudo escuro no seu olhar.

Esses lobos, que na noite rodam
E que as exploram com desdém
Decerto não se recordam
Que foram crianças também.



Leia mais: http://www.luso-poemas.net/modules/news/article.php?storyid=266970 © Luso-Poemas
Poeta

Poemas :  Y de todos modos
Y DE TODOS MODOS
(Vladimir Maiakovski)

La calle se ha hundido como la nariz de un sifilítico.
El río es voluptuosidad que se prolonga en saliva.
Lanzando su ropa interior hasta la última hoja
los jardines yacen derrengados obscenamente en junio.
Salgo a la plaza,
me pongo en la cabeza
la calle ardiente, como una peluca roja.
Los peatones me eluden con temor: en mi boca
agita las piernas un grito a medio masticar.
Pero no oiré un reproche, no escucharé ladridos,
y habrá flores a mis pies como a los de un profeta,
porque ustedes, narices hundidas, lo saben muy bien:
yo soy su poeta.
¡Vuestro juicio final me da tanto miedo como una taberna!
Pero tan sólo a mí, a través de edificios en llamas,
me sacarán en andas las prostitutas como a efigie sagrada,
y me mostrarán a Dios en su descargo.
¡Y Dios llorará leyendo mi brevísimo libro!
Hecho de temblores en compactado ovillo, no de palabras;
y echará a correr por el cielo estrechando mis versos
y los recitará a sus amigos conteniendo el aliento.
Poeta

Poemas sociales :  El Depredador
El Depredador, además era niño.
Niño abandonado doblemente;
padre y madre le fallaron y allí quedó:
con ropa casi piel, debatiéndose inocente
en el desamparo y sin guía para crecer.
Carencias que jamás debe sufrir nadie,
porque ello ante todo es delito y luego
desgracia y hasta pecado si lo hay.

Sus ocho años, apenas, los vivió
discriminado también por la gente
y como pudo: un mendrugo aquí,
otro allá, alguna misericordia,
alguna bondad 'extrasocial' con límite
y alguna que otra paliza para obligarlo
a mendigar, o por fobia, a manos
de esas manos sórdidas y sádicas
que de repente saca el mundo.

Él oía a las madres
llamar a sus hijos a comer.
Hijos que no jugaban con él
por ser un discriminado.
Y aunque tenía amigos de su condición,
al ver a estos otros niños especiales
entrar a sus casas, sus refugios,
sentía hondamente la falta de un hogar.
En ocasiones veía televisión a través
de alguna de sus ventanas:
Veía fracciones del Cartoon Network
hasta que lo sorprendían y con caras
y gestos furiosos de personajes,
padres o niños solían echarlo
como a un dibujo animado intruso.
Y él, a veces reía de su celeridad
de escape de dibujito y otras,
lloraba su orfandad.

Pero el pequeño Depredador,
era un soñador y un día
se hizo de cuenta que vivía
en la mansión más grande del mundo:
Una mansión de cientos de cuadras
surtida a discreción y con pasillos
como laberinto de oportunidades
donde conseguir lo que carecía.
Solo debía obtener las llaves
de las distintas puertas de la ciudad,
o al menos una llave maestra.
La obtuvo: una pistola automática
que un perseguido de la justicia
le obligó a ocultar antes de su captura.

Hace un rato la policía acabó
con El Depredador, y la mayoría
respiró aliviada; ya no más la molesta
presencia furtiva del fisgón
de televisores ajenos, en suma
asaltante de sus negocios
y perturbador de sus familias
honestamente constituidas.

“Bien muerto está”, me comentó
alguien del grupo de mirones
que me incluía y agregó:
“Yo también me crié en la calle
y no por eso se me dio por delinquir.
Hoy tengo un negocio en el cual
me va de maravillas, amparado
por mi religión a la que aporto
mi diezmo rigurosamente”.
‘Bueno, como mortal que es,
algún defecto debía usted tener’,
le contesté, y me fui sintiendo
el escalofrío de haber sido rozado
por el mismísimo aura egoísta
de los con dios aparte, por pago.

Calle arriba, las sirenas policiales
le cantan al pequeño Depredador,
al hijo dormido de nuestra indiferencia,
el arrorró que nunca tuvo.












Safe Creative: 1410112309653
Poeta

Poemas de reflexíon :  Escuelita Rural
Contemplando una frágil escuelita rural,
réplica de muchas del continente latinoamericano, pienso:
Aquí, lejos, donde saben que pocos la ven, qué pequeña
y pobre es la casa que los gobiernos le destinan al saber.


Qué alto le cuelgan el candil de la cultura
a los marginados, total, de día tienen sol y de noche luna.
Para qué más luz en terruño tan breve, por restringido también
y sabido además de memoria, de ancestral memoria
como para caminarlo en penumbras.


Retazo que a sacrificio germina uno que otro poeta
o profesional y hasta bueno por sufrir lo que el dolor educa.
Qué mejor escuela, dice el cinismo con hijos en colegio inglés.
Escuelita rural, pequeño bastión de la vergüenza ajena,
aquí, lejos, donde saben que pocos la ven.



Safe Creative: 1409121955814
Poeta