Cartas :  Consejos para una buena vida.
Nunca dejes para mañana lo que puedas hacer hoy. Nunca molestes a otro por algo que puedas hacer tu mismo. Nunca gastes el dinero antes de tenerlo. Nunca compres lo que no necesitas por ser barato. El orgullo nos sale más caro que el hambre la sed y el frío. Hay que procurar comer lo justo y necesario. Nada es difícil si lo hacemos de buen grado. Tómate las cosas siempre por el lado amable. Cuando estés enfadado cuenta hasta die antes de hablar. Si lo estás mucho cuanta hasta cien.
Poeta

Cartas :  El propio sendero.
No debes permitir nunca, que otros recorran el sendero
por ti. Podrán recorrerlo contigo, pero nadie podrá hacerlo
por ti. Acéptate y acepta tus acciones. Se dueño de tus
pensamientos. Exprésate cuando te hayas equivocado
y pide disculpas. Conoce tu sendero en todo momento.
Para ello, debes conocerte por dentro y por fuera,
aceptar tus puntos fuertes y tus flaquezas, y crece
cada día con honestidad, integridad, compasión, fe,
y hermandad.
Poeta

Cartas :  Una nota amigable.
Lo que se aprende en la madurez, no son cosas sencillas,
como adquirir habilidades e información.
Se aprende en no incurrir en conductas autodestructivas,
a no dilapidar energía por causa de la ansiedad.
Se descubre como dominar las tensiones, y que el
resentimiento y la autocompasión se encuentran entre
las drogas más tóxicas.
Se aprende que el mundo adora el talento, pero
recompensa el carácter.
Se comprende que la mayoría de la gente, no está
ni a favor ni en contra nuestro, sino que está
absorta en sí misma.
Se aprende en fin, que por grande que sea nuestro
empeño en agradar a los demás, siempre habrán
personas que no nos quieran.
Esto es una dura lección al principio, pero al final
resulta muy tranquilizadora.
Poeta

Cartas :  ¿Por qué corremos?
Una reunión del Club de Roma, llegó a la conclusión de que
cada solución que encontramos para un problema global,
genera de media cuatro problemas nuevos.
Lo sociedad de la prisa, corre para no dejarse atrapar por
los problemas. Esta prisa es imprescindible para mantener
la caldera del sistema en marcha, aunque cada vez, da
mayores signos de estar a punto de estallar.
En una dimensión psicológica, corremos por lo
mismo de siempre, para escapar del dolor y de la muerte.
Pero el dolor es un corredor de fondo!! La gran diferencia,
es que la tecnología nos ha permitido multiplicar de
forma exponencial nuestra prisa, hasta alcanzar velocidades
de vértigo, una tecnología que, por cierto, solo se ha
ocupado de encontrar la manera de acelerar, pero se
olvidó de los mecanismos frenado.
Poeta

Cartas :  El elixir de la infancia
La única forma de mantenerse joven mentalmente, es no
dejar nunca de jugar. Independientemente de la edad,
debemos vivir como si estuviéramos poniendo a prueba
el mundo, es decir, seguir siendo niños. Cuando observamos
a grandes artistas como Matisse, Picasso y Miró, entendemos
que en esencia continuaron haciendo lo mismo que en su
infancia:jugar, divertirse, marcarse nuevos retos. Mantener
la ilusión cada día y no renunciar a los valores de la infancia,
es el elixir de la juventud. También para el cerebro, pues
en cuanto empiezas a pensar como un viejo, ya has
perdido la batalla. Por eso es bueno, que los abuelos estén
cerca de sus nietos y les vean jugar e imaginar.Los niños
son nuestros mejores maestros.
Poeta

Cartas :  El enemigo es tu maestro.
Una vieja máxima afirma que " odiamos en los demás,
aquello que odiamos en nosotros mismos".Los otros son
un espejo y nos enfadamos con ellos por reflejar aspectos
de nosotros que no nos gustan. Cuando uno está libre de
un defecto, es difícil que lo vea en el otro. En cambio, es
muy común que quien denuncia un vicio esté aquejado
de ese mal. Por ejemplo: las personas que se quejan de
las críticas de otros, son las primeras en criticar.
Si realmente queremos aprender, debemos considerar
a nuestros enemigos, como a nuestros mejores maestros.
Poeta

Cartas :  Tecno-estrés
Son muchas las personas que pasan buena parte del
día, enganchadas a videojuegos o chats hasta el punto
que en Taiwán muchos cibercafés, disponen de
servicio de lavandería, y duchas para sus clientes.
El gobierno chino, es consciente del problema y se han
habilitado algunos hospitales psiquiátricos para paliar
estas adiciones en los adolescentes con un tratamiento
durísimo. Antes de llegar a estos extremos, hay una
serie de medidas de autocontrol que podemos aplicar.

.-Establecer periodos de desconexión del móvil cuando
se está en casa o los fines de semana.
.- A partir de una hora razonable, dejar un mensaje
en el contestador del móvil indicando que no se
devuelven llamadas hasta el día siguiente.
.-Fijar un horario limitado para responder correos
electrónicos.
.- Como terapia de choque elegir un día del fin
de semana para estar veinticuatro horas sin
tecnología.
Poeta

Cartas :  Nuestros mayores
Debemos respetar a nuestros mayores por encima
de todo, con la finalidad de vivir y llegar a ser tan
viejo como ellos.
Tienen que haber sido, valientes , fuertes y buenos
luchadores enfrentándose a situaciones duras...
Entiendo, que somos muchos los que aspiramos
a ser como ellos.
Nunca debemos permitir que a nuestros mayores
les falte nada básico y primordial.
Debemos amarlos profundamente por la sencilla
razón, de que son nuestros padres.
Poeta

Cartas :  INTROSPECCIÓN
INTROSPECCIÓN
Hay quienes gustan de la poesía, un poco más complicada, algo así “como más culta”; entrar en esos vericuetos de las fondos y las formas, de las figuras literarias, retórica grandilocuente y cuanta cosa se han inventado los poetas, escritores antiguos de versos “milimétricos” y mensaje subliminales. O aquellos que buscan palabras sofisticadas, para decirnos algo donde prima es el sentimiento de amor, eso es espontáneo, de inmediato; no me puedo imaginar a uno de estos señores (que mucho respeto se merecen, por cierto), tratando de enamorar a una dama, sin tener el cliché, de decir primero… “soy escritor”, “soy abogado”, “soy ingeniero”… o lo que sea. El amor no conoce de títulos o prestaciones, el amor es amor y nada más. A veces eso poetas nos llevan a unos sofismas que ya son de comprensión filosófica.

Recuerdo que una vez entré a leer unos pensamientos de Nietzsche y, leyendo sobre lo que pensaba del arte, llegó a la poesía y está escrito: “un poeta, para llamarse poeta, debe escribir por lo menos, cinco poemas al día”. No pude menos que hacer una mueca de disgusto… yo me creía poeta, porque escribía un poema al día y esto es, a veces ni lo hacía.
Todos podemos ser escritores y poetas, pero eso si, por lo menos hay que saber lo que es escribir: poema, leerlo por lo menos unas diez veces una vez escrito, para saber en cuál de las diferentes opciones que hay ahora, se debe pegar; saber también qué es acrósticos, haiku, poetrix; conocer de sus reglas y restricciones. Pero sobre todo, hay que saber escribir muy bien el idioma castellano, que es el que nosotros hablamos. El “español”, lo hablan todos aquellos que fueron ajenos a la conquista por la corona de Castilla. También debemos saber aplicar correctamente los signos de puntuación, esto es básico y elemental.

Es así como los escritores tienen diversa opiniones sobre lo que conocen. En el mundo habrán, tantas opiniones como gente hay. Lo importante es escribir como a uno le gusta, si te leen bien y si no, también, no ha de faltar a quién le gusten tus escritos. Cómo un poeta una vez me dijo me dijo en un comentario que le hice: “si piensan que mis sonetos están mal escritos, no me importa; yo escribo mejor que Neruda y si no les gusta, en mi casa me leen con alegría”. Esa es una de las razones por las cuales yo no comento, porque muchas veces se mal interpretan las palabras y se queda mal.

Pero yo si no me molesto que me comenten, si me corrigen, en hora buena y si no, pues igual agradezco.
Hice este escrito como una pequeña introspección, para mostrar lo que me lleva a escribir. Preparación literaria, no tengo, más que la de haber leído mucho y a grandes autores desde niño; a mi edad, tampoco me interesa aprender más, pero si me interesa seguir leyendo y conociendo. Gracias.

Delalma
06/06/2020
Poeta

Cartas :  CARTA PARA UNA MADRE EN EL CIELO.
Te escribo madre querida, sabiendo que mi carta llegará al cielo y que allí la leerás. En un día tan especial como el de hoy, en que se celebra el día de la madre en todo el mundo, no pude sustraerme a la tentación de escribirte, ya que nunca antes lo hice.
Quiero decirte en esta carta, que te estoy muy agradecido por todo lo que me diste, especialmente: la vida. Yo siempre recuerdo con cariño los gestos de amor que tuviste para conmigo, tu bondad y tu paciencia.
Ahora que yo también soy padre, sé que cuesta mucho sacrificio criar y educar a los hijos, por eso bendigo madre, toda la fuerza que pusiste para hacerme una persona de bien. Tus sabios consejos, dichos en dulces y poéticas metáforas, fueron doblegando mi alma rebelde de adolescente, para hacerte mi Diosa. Nadie mejor que tú sabía escuchar mis inquietudes para darme después, un buen consejo.
Como reza la frase: “Nadie sabe lo que tiene, hasta que lo pierde”, esa es una gran verdad sobre todo tratándose de los padres. Como ellos, nadie; no hay gente en la vida que nos atienda sin esperar ninguna recompensa, no hay ni hijos ni esposa que te esperen con una comida caliente cuando llegas de trabajar y te la ofrezcan sin que la pidas. Eso, sólo lo puede hacer una madre. Lamentablemente llegamos la madurez y ya creemos que lo sabemos todo, olvidamos los consejos de los padres, el cariño, el inmenso amor que tienen para nosotros.
Parte del dolor del aprendizaje de la vida, es dar más importancia a la “compañera de vida”, que a la madre que es la única que nos acompañará toda la vida. A hombres y mujeres nos suele pasar lo mismo.
Por eso madre, en esta carta, yo quiero pedirte perdón por todos los errores que cometí y que de alguna forma pudieron mortificarte. Ahora, cuando los años de la soledad me están alcanzando, me doy cuenta que el dinero no es más importante, que el poco de cariño que te hubiese podido dar.
Yo siento pena por eso y hasta me avergüenzo, porque muchas veces huía de tus abrazos porque ya me parecían melosos. Torpeza mía.
Y mira madre, lo que es la vida, hoy la gente que se quiere tanto, no se podrá dar un abrazo de encuentro por culpa de un virus maldito que se filtró en nuestras vidas.
Espero madre que me perdones por todos los sinsabores que te hice tener, así como también espero volverte a escribir el próximo año, si es que aún estoy por estos lares, si no, ya estaremos juntos de nuevo.
Recibe un fuerte abrazo y un millón de besos a la distancia, madre querida y que Dios te siga consintiendo a su lado por toda la eternidad.
Hasta pronto
Tu hijo que te ama y nunca te olvida
Delalma
10/05/2020
Poeta