Poemas :  Tus lluvias (sueños)
¿Quién podrá quererte como yo?
Me preguntabas cada
que desnudabas mi piel
con versos perfumados de rosa y clavel
bajo esas tibias lluvias de amor y placer
que nos enredaban llevándonos tan lejos
y regresándonos al amanecer.

Ya no hay lluvias perfumadas
ya no hay lluvias de caricias en mi piel
ya no estás aquí, siento que el frío llega
con la neblina del anochecer
penetrando poro a poro mi tibia piel
esa que tú cubrías
con tus versos de canela y miel.

Ahora tengo nostalgia
de esas lluvias en mi piel
y de esos versos tan dulces
que me solías traer
y la canción que nos inventó el viento
cuando suena al amanecer
es un triste lamento
que me hace enloquecer.

¿Cuándo volverán tus lluvias
A humedecer mi piel?
Y que tus labios me besen el alma
borrando la nostalgia
que me eleva como a un suave papel
dejándome en un mundo tan vacío
y tan frío, como cruel.

¿Cuándo volverán tus lluvias
tus suaves manos
tu mirada fiel?
A acariciar mi cuerpo
a besar mi alma
a humedecer mi piel.

Yamila.
Poeta

Poemas :  Cuando mi amor se escriba en tu frente (sueños)
Cuando mi amor se escriba en tu frente
y tus tierras secas en mí se humedezcan
entre tu ser y el mío se hará un puente
que permitirá que en nuestros corazones
las esperanzas, las ilusiones amanezcan.

Cuando te preguntes cómo es el amor
que llevo en mi esencia y te ofrezco
levanta tus ojos hacía mi dorado albor
y verás entre las nubes del azul cielo
un musical y alegre viento muy fresco;

allí danzantes entre sirenas y el mar
encontrarás la estela que lleva mi amor
si entras muy lento, en ella verás brotar
ese dorado y rojo que buscas con luz
y que en mi alma y rostro se sabe rebozar.

Penetra profundo con tu mirar mi ser
empapándote de mi esencia lozana
y de mis pasiones que te harán renacer
sintiéndo conmigo el amor de verdad
que de nuestros centros emana.

Ven, y mírame con serenidad
Que tu mirada, las fisuras allana.

Yamila.
Poeta

Poemas :  Deseos (sensualidades)
Atrapas mis deseos en el aire
con la pasión que emana de tus ojos
sonriente te atreves a ajustarme
a tu cuerpo, con ardientes antojos.

Me dices que me amas muy consciente
del fuego que se escapa de mi centro
acuciando el deseo en mi vientre
que me empuja a tus brazos sin sonrojos.

No es tarde para amarnos por completo
es tiempo de pasiones, es buen viento
que trae las caricias de tus dedos
tan sutiles y cálidas como en sueños.

Ámame con la fuerza de tu mar
ese que canta con sus olas todo el tiempo
la música que nos suele embriagar
hasta hacernos cóncavo y convexo.

Toca mi espalda con tus besos
sedúceme con el aroma de tu cuerpo
elévame y manténme en desvelo
sacando de mí, música como gaitero.

Une tu aliento a mi aliento
y explora cada curva de mis deseos
empalma mi alma con tu alma
será tan intenso, como cascada de dos mil metros.

Escala mis montañas hasta su pico
y reescribe la historia en mi cuerpo
en él están las estrellas y el cielo
donde has querido habitar hace tiempo.

Extrae de mí esos gemidos intensos
los que al imaginarte se vuelven versos
une tu pasión a mis deseos
y explotarán mil volcanes en nuestro lecho.

Yamila.
Poeta

Poemas :  Pequeñas cosas.
Ahora que te tengo bajo la lluvia
y la luna llena el espacio con tu hermosura
me dice el cielo quien es el que lo habita
cuando tus ojos me sonríen
y me obligan a deshojar margaritas.

************

Nisiquiera tus pasos he sentido
solo en sueños tus manos me han tocado
y el rumor de ese anhelo deseado
en el cielo nocturno se ha extraviado.

************

Ya sé donde se teje la esperanza;
en el cielo de otoño
en tu corazón de viento rojo
y a la orilla de tu playa.

************

Me encontraste, te encontré
en ese paraje tan desolado
en donde no cabía más
que las ganas de amarnos
hasta la eternidad.

Yamila.
Poeta

Poemas :  Imaginándote a mi lado (sueños)
Te amo con tu cabello despeinado
con la barba sin hacer de tres días
con un cigarrillo en tus labios apagado
y un teclado donde tus ideas germinan
con un café frío o recalentado.

Te amo tontamente en la noche
donde bajo las estrellas
y las deshojo como margaritas
sabiendo que con tu luna versan.

Te amo así, con tus rosas mágicas
entre sábanas de hilo blancas
en ese espacio del amor forjado
lleno de ti, de amaneceres inmaculados.

Te amo amor, en la oscuridad de la noche
cuando el profundo silencio apresa
nuestras enamoradas voces
y la pasión en nuestros cuerpos arrecia.

Te amo en tonalidades fuertes
como también en las pasteles
pero deseo tenerte en mi regazo
para alizar tu cabello alborotado.

Solo sonrío imaginandote a mi lado.

Yamila.
Poeta

Poemas :  Loca amante (sueños)
Amante de tu vida entera
de tus sueños, aun de tus quimeras
de cada inhalación y exhalación
que a tu interior desnuda
ante mis ojos y mis pasiones
ante ese sol que nos despierta.

Amante tuya, sin duda alguna
de tus formas, de esa estela
que vas dejando en cada verso
de la noche, de tu luna llena
amante de tus dudas, de tus miedos
de esos besos de albas tiernos.

De esa inmensa locura que llevas en tu centro
en tus manos, en tus ojos donde me reflejo
encontrando la fuente del amor sincero
amante, loca amante, de tu vida entera
de tus desvaríos, de tu dulzura
que atraviesa mi alma y la enmiela.

Amante de ese aroma que dejas en cada espacio
en cada letra, con tus ausencias
amante tuya, amante recia, amante eterna
dorada como mañana fresca
de alma alegre, de alma inquieta
de ese largo silencio, hasta tu vuelta

Amante de tus desaciertos
de tus imperfecciones
como de tu certeza
amante tierna, pasional y concreta
incansable y adorable;
amante loca, como nuestras metas.

Yamila.
Poeta

Poemas :  Fuego eterno (sueños)
Recuerdo tu nombre, solo por esa simple sonrisa, por esa pequeña entrega de palabras y sueños de fantasía, Por el tiempo que compartimos día tras día, por esos ojos de ternura y profunda mirada.
No fui nada para ti, nada importante, solo una amiga; no viste en mí más que un pequeño refugio donde podías dibujar tus sueños e inventar un futuro de nubes rosas y hermosas auroras, donde la espuma del mar era danzante, brillante; encontrabas en mí el espacio para desahogarte.
Hablabas y hablabas mientras yo solo podía mirar e imaginar tus labios en los míos; cuando tus palabras volaban como hojas secas en ese círculo de fantasía y vocablos tiernos que tú construías, y cuando se te escapaba una que otra frase de amor que nos acogía y cuando de pronto me mirabas a los ojos y podía escuchar un te amo entre dientes como suave brisa.
Yo soñaba e imaginaba, mientras veía como se movían tus manos; por momentos tan suave como burbujas al viento y otras con tanta fuerza que podía sentir tu varonil cuerpo pegado a mi espalda con ese sutil aliento detrás de mi cuello, el que me hacía perder el equilibrio, elevándome a un universo de deseos y pasiones; no escuchaba tus palabras, no sabía de qué me hablabas, solo sentía como cada gesto, cada movimiento tuyo me desequilibraba, haciéndome perder la conciencia del tiempo y de lo que nos rodeaba.
Escalabas con cada palabra dicha mis sentimientos, convirtiéndose en amor inmenso, el que me calaba hasta los huesos; y lo pensaba, y lo imaginaba, que cada uno de tus sueños iban encadenado a mi alma. Sola; quizás desorientada, me pegue a ti con cada una de mis ganas, esas ganas de amar y ser amada, con ese calor que guarda mi centro y que grita por desplegar alas.
No lo supiste; pero lo mío era enamoramiento, de tu alma, de eso tan profundo que dejabas salir cuando me hablabas, de tus poses, de tus movimientos; de esos sueños que me contabas en las noches de sosiego, mientras tomábamos una copa bajo ese palo viejo.
No lo sabrás, es mi secreto; que nos hicimos el amor en ese circulo de palabras bajo las ramas de ese tronco viejo, donde las hojas secas crujientes fueron nuestro lecho y donde muy cerca de mi oído el susurro del viento nos traía los te quiero. Te amé completo, tanto fue, que todavía te siento cuando recuerdo cada detalle vivido en esas noches de sosiego bajo las ramas de ese árbol longevo
No lo sabes, ni lo sabrás, que hicimos música con nuestros gemidos, suspiros tibios y la fusión de nuestros alientos y que recorriste cada fuente de mi amor con tus labios, con la palma de tu mano y la yema de tus dedos; fue mi sueño.
Es mi sueño; que volvamos a la sombra de ese árbol de tronco maduro, como maduros son mis sentimientos, el que guarda mi secreto; donde tus palabras y mis deseos se mantienen a la espera de un nuevo tiempo, de un real encuentro.
Méceme en tus brazos, arrúllame con tu centro; solo vuelve por un momento a ese árbol viejo donde te esperan mis ganas de amarte así sea por un tris de tiempo; en mis sueños.
Son mis sueños, no los tienes, yo los tengo, acunados en mi interior como fuego eterno.

Yamila.
Poeta

Poemas :  Dulcemente añoso (vivencias)
Cuanto amor hay en tu mirada
y esa intensa ilusión despertando con el alba
más un roce de brisa en tu piel madurada
y ese rocío tierno de luna inmaculada.

El tiempo ha corrido dejando surcos en tu rostro
y en tu cabello hilos de plata sudorosos
es esa vida a cuestas, con virtudes y con fallas
que hacen en ti, el amor dulcemente añoso.

Vuelas en calma en la infinitud de tu tiempo
llevando en tus alas las marcas de tus sueños
los que te han dado la plusvalía en tu hermoso verbo
lo que ha hecho crecer el amor en tus suelos yermos.

Caminas despacio, aun cuando el tiempo te acosa
en una vorágine de un sentimiento hambriento
escalas montañas disfrutando de las rosas
sin permitirle al alma que sus sentimientos sean plenos.

Vuela alto y cabalga en praderas frondosas
a fin de cuentas la vida es una sola
si así eres feliz, seguro tu alma al cielo adosas
encontrando la plenitud que en tu espíritu libre se forja.

Vuela, vuela cual libre mariposa, encontrarás tu camino
en ese horizonte ancho y dorado, donde el sol reposa
y la lágrima que queda en unos parpados finos
el tiempo la secará donde las estrellas flotan.

Yamila.
Poeta

Poemas :  Porque sos...
Porque sos quien me da muchas esperanzas
las ganas, la visión, los sueños, la calma
porque sos grande e infinita alegría
mis profundos anhelos noche y día.

Porque me das amor de forma intensa
porque tus besos a mi piel entregas
volviendo mi llanto en ventura densa
y tus caricias en mi cuerpo impregnas.

Porque sos el aroma a cielo inmaculado
más la sonrisa y la mirada discreta
y el ejemplo del amor abnegado.

Porque sos el tiempo de amar sin etiquetas
y el trino de pájaros sincronizados…
Porque así sos… Vida colmando mi vida.

Yamila.
Poeta

Poemas :  Mielero (ocurrencias)
Elevóse el silencio
cual cometa en la brisa
calentando el paisaje
divirtiendo el sendero
donde corren las ganas
del cortejo sin prisa
y el amor se contempla
como ardiente brasero.

Asercóse la tarde
más con ella la risa
que se lleva por dentro
como fuerte aguacero
calentando el deseo
donde el amor revisa
el perpetúo anhelo
de acariciar primero,

al espíritu blanco
que a todo ambiente irisa
en tonalidad rosa
siendo el suave asidero
de cientos de colores
que a la pasión precisa,
y da el color correcto
para aquel romancero
que canta con el alma
de forma muy concisa
y al corazón se pega
volviéndolo mielero.

Yamila
Poeta